Verde y Azul
fondos marinos

Arranca un plan para restaurar 290 Km2 de fondos marinos en Catalunya

Un consorcio formado por varias entidades y administraciones ha comenzado a desarrollar el proyecto Life Ecorest, que arranca con el objetivo de restaurar 29.022 hectáreas de fondos marinos profundos en Cataluña, en una zona de actuación de gran valor ecológico, situada a lo largo del litoral de Girona y Barcelona. Esta iniciativa, que coordina el Institut de Ciències del Mar (ICM)-CSIC, cuenta como socios con la Fundación Biodiversidad del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, la Federación de Cofradías de Pescadores de Girona, la Universitat de Barcelona y WWF.

Esta zona está considerada un punto de gran importancia ecológica, debido a la alta concentración de especies en peligro, amenazadas o vulnerables, entre las que se encuentran corales y gorgonias. Se trata de un conjunto de 14 reservas marinas donde actualmente ya está prohibida la pesca, y con fondos situados a entre 25 y 550 metros de profundidad.

Hasta 2026 se llevará a cabo un programa de acciones en estrecha colaboración con el grupo de Funcionamiento y Vulnerabilidad de los Ecosistemas Marinos del ICM, Generalitat de Catalunya y el sector pesquero para tratar de mejorar el estado de conservación de estos hábitats marinos profundos.

En la zona de actuación del proyecto se estima que más del 90% del fondo marino entre 50 y 800 metros de profundidad muestra signos de degradación, lo que dificulta la regeneración de los recursos naturales.

Los fondos de la zona son ricos en especies relevantes. Foto: ICM

Por ello, el proyecto Life Ecorest impulsará hasta 2026 un programa de acciones para tratar de mejorar el estado de conservación de los hábitats bentónicos y demostrar la eficacia de la gestión participativa del sector pesquero.

El profesor del Institut de Ciències del Mar Josep Maria Gili Sardà explica: “El principal objetivo del proyecto es la recuperación de los hábitats bentónicos de las diferentes reservas situadas en la plataforma y talud continentales”.

Esta recuperación se hará “mediante la recuperación y trasplante de organismos sésiles estructurantes (es decir, especies que viven fijas en el fondo y que forman estructuras tridimensionales complejas, como esponjas, gorgonias, corales o penatulaceos) y que hayan sido capturados accidentalmente por barcos de pesca en zonas adyacentes a las reservas”, añade.

De este modo, “se quiere acelerar la recuperación de los ecosistemas bentónicos dentro de cada reserva”.

Las más de 29.000 hectáreas que se prevén restaurar están distribuidas en 14 zonas de protección pesquera a lo largo de la costa de Girona y Barcelona. Seis de las zonas de actuación del proyecto son zonas permanentes de veda y el resto de zonas tienen una restricción temporal de pesca que ha sido acordada entre las asociaciones de pescadores, la comunidad científica y la administración pesquera española.

Entre las acciones del proyecto, se va a promover la gestión participativa del sector pesquero, facilitar espacios de diálogo, fortalecer los mecanismos de gobernanza y concienciar a la población sobre la importancia de conservar los hábitats marinos profundos.

Campo de gorgonias. Foto: ICM

Asimismo, está previsto replicar este sistema de restauración y gobernanza en otras áreas pesqueras y se transferirán los resultados y medidas de conservación activas a otras áreas del Mediterráneo que se encuentren en situaciones similares.

La importancia de las diferentes cofradías de pescadores involucradas en el proyecto es fundamental, pues cada una de ellas recibirá el material necesario (acuarios de 500 litros, sistemas de refrigeración y filtración) para mantener los organismos sésiles utilizados para la restauración.

Josep Maria Gili destaca que esta iniciativa “será el primer proyecto de restauración en alta mar con un alcance geográfico de este tipo en el ámbito de la Unión Europea” y prevé recuperar unos 76.000 organismos sésiles estructurantes (esponjas y antozoos, por ejemplo) que serán usados para restaurar estos fondos marinos.

Los pescadores colaboran en el proyecto. Foto: Efe

Los pescadores recibirán formación para llevar a cabo el adecuado mantenimiento de estos equipos, preparar los organismos ya recuperados y realizar las maniobras de restauración a bordo de los barcos pesqueros.

El proyecto Life Ecorest se inscribe dentro de los objetivos y metas de la Estrategia Española de Infraestructura Verde, Conectividad y Restauración Ecológica, una herramienta de planificación fundamental para identificar, conservar y recuperar los ecosistemas dañados de todo el territorio español y conectarlos entre sí.

Foto principal: Gorgonia amarilla. Cram

Nota de referencia: https://www.icm.csic.es/es/noticia/comienza-el-proyecto-life-ecorest-con-el-objetivo-de-restaurar-cerca-de-30000-hectareas-de

Hacer un comentario