Verde y Azul

El Golfo de León se libra de las prospecciones petrolíferas

El Gobierno ha archivado definitivamente los sondeos de hidrocarburos que se tramitaban frente a las costas de Cataluña por la empresa holandesa Vitol E&P BV. Hace ya tres años se cancelaron otros ocho proyectos similares en la misma zona, pero todavía persiste la amenaza de varios sondeos frente a Tarragona.

Después de muchos años de lucha e intensas movilizaciones sociales y también institucionales, el Golfo de León ha quedado libre de la amenaza de prospecciones de hidrocarburos. Esta es la situación que se produce después de que el Boletín Oficial del Estado (BOE) publicara este mismo jueves la suspensión definitiva de los permisos de investigación de hidrocarburos denominados ‘Nordeste-4’, ‘Nordeste-5’, ‘Nordeste-6’ y ‘Nordeste-7’, solicitados en el Golfo de León, frente a las costas de Cataluña por parte de la petrolera holandesa Vitol E&P BV.

Con el archivo de estos cuatro proyectos, el Golfo de León finalmente está completamente libre de la amenaza del petróleo. En 2018 y 2019, otros ocho proyectos ‘Nordeste’ habían sido archivados, todos los cuales fueron inicialmente solicitados por Capricorn Spain Limited, la filial española de la petrolera escocesa Cairn Energy. En años anteriores, la presión de la sociedad civil y las autoridades locales ya había logrado evitar varios proyectos de levantamientos sísmicos de búsqueda de hidrocarburos en esta zona del Mediterráneo.

Arriba, ubicación de los proyectos ahora rechazados; más abajo a la izquierda, los que aún subsisten. Fuente: Ocean Care

Cañonazos de ruido submarino

Como recordó la entidad Ocean Care en un comunicado, para buscar recursos de hidrocarburos en el fondo marino por parte de estas empresas, es necesario emplear cañones de aire comprimido, que emiten cada 10 a 15 segundos explosiones de alrededor de 260 dB. Estos ‘bombardeos’ sonoros duran varias semanas o, incluso, meses, con un fuerte impacto sobre la vida marina, especialmente los cetáceos, muy sensibles a los ruidos submarinos.

Se da la circunstancia de que todos estos proyectos de exploración y explotación de hidrocarburos coincidían con el corredor mediterráneo de migración de cetáceos, una zona de gran valor ecológico, declarada en junio de 2018 como Área Marina Protegida (AMP). En diciembre de 2019, esta AMP fue incluida en la Lista de Áreas Especialmente Protegidas de Importancia del Mediterráneo (SPAMI) del Convenio de Barcelona, ​​un logro por el que OceanCare había luchado durante varios años.

La parte francesa del Golfo de León ya estaba protegida de la amenaza del petróleo desde diciembre de 2017, cuando la Asamblea Nacional francesa aprobó el proyecto de ley del Gobierno de Macron que convirtió a Francia en el primer país del mundo en prohibir efectivamente la producción de hidrocarburos. Por ello, no hay exploración ni explotación de hidrocarburos en las aguas francesas del Mediterráneo.

Manifestación en Palma de Mallorca contra las prospecciones petrolíferas. Foto: Sinc

La amenaza continúa frente a Tarragona

El archivo definitivo de estos proyectos ‘Nordeste’ es una de las medidas que OceanCare había solicitado reiteradamente al Gobierno español. Sin embargo, el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITERD) aún mantiene en curso un número importante de proyectos de exploración de hidrocarburos, varios de ellos en el Mediterráneo, frente a las costas de Tarragona, cerca del Delta del Ebro, donde Repsol también opera la plataforma de extracción de petróleo denominada ‘Casablanca’.

“Si realmente queremos enfrentarnos al cambio climático de manera decisiva y efectiva, y cumplir con nuestros compromisos con el Acuerdo de París, no tiene sentido seguir procesando proyectos de exploración y explotación de hidrocarburos”, dijo Carlos Bravo, portavoz de OceanCare en España.

En la zona habitan numerosas especies de cetáceos, como delfines. Foto: Pixnio

Por este motivo, OceanCare insta al Gobierno español y a los grupos parlamentarios a que el Proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética (actualmente en trámite parlamentario) establezca expresamente que se archivarán todos los proyectos y/o solicitudes de exploración y explotación de hidrocarburos actualmente en trámite administrativo.

“La cancelación de todos los proyectos de exploración de hidrocarburos actualmente en curso resolvería la incongruente situación de continuar las actividades de extracción de hidrocarburos más allá del año 2050, cuando se supone que España ya debería haber alcanzado una economía descarbonizada”, afirmó Bravo.

En este vídeo puedes ver cómo afecta el ruido a los cetáceos.

Joan Lluís Ferrer

Hacer un comentario