Verde y Azul

Descubren que el Acuerdo de París se queda corto: haría falta recortar un 80% más las emisiones

Investigadores de EE UU desvelan que se necesitaría una reducción de gases del 1,8% anual, en vez del 1% acordado, para evitar que la temperatura alcance los 2ºC en 2100. Con las restricciones actuales, solo hay un 5% de posibilidades de cumplir los objetivos fijados.

En 2017, un estudio ampliamente divulgado determinó, a través de herramientas estadísticas, las posibilidades de que el mundo cumpla los objetivos de temperatura global del Acuerdo de París. El análisis concluyó que, según las tendencias actuales, el planeta tenía solo un 5% de probabilidades de mantenerse por debajo de los 2 grados centígrados de calentamiento en este siglo, que es el objetivo del citado tratado internacional sobre el clima.

Ahora, los mismos autores han usado sus herramientas para ir más lejos y concretar qué recortes de emisiones deberían producirse realmente para cumplir con el objetivo de calentamiento de 2º C, considerado el tope máximo para evitar los peores riesgos relacionados con el clima como calor excesivo, sequía, clima extremo y aumento del nivel del mar.

El estudio de la Universidad de Washington establece que las reducciones de emisiones deberían ser aproximadamente un 80% más ambiciosas que las fijadas en el Acuerdo de París. Una caída promedio de las emisiones del 1.8% anual en lugar del 1% actualmente establecido serían suficientes para mantenerse dentro de los 2 grados. Los resultados aparecen en la edición del 9 de febrero de la revista Communications Earth & Environment.

La erosión de la costa es uno de los efectos del cambio climático. Fuente: eltiempo.com

“Mucha gente ha advertido, particularmente en los últimos años, de que los objetivos de emisiones deben ser más ambiciosos”, afirma el autor principal Adrian Raftery, profesor de estadística de la Universidad de Washington. “Fuimos más allá para preguntar de una manera más precisa: ¿Cuánto más ambiciosos necesitamos ser?”

El estudio utiliza las mismas herramientas estadísticas para simular los efectos de los principales agentes emisores de gases de efecto invernadero: la población nacional, el producto interno bruto por persona y la cantidad de carbono emitido por cada dólar de actividad económica, conocido como intensidad de carbono. Luego utiliza un modelo estadístico para mostrar el rango de resultados futuros probables.

El Acuerdo de París, insuficiente

Utilizando estos métodos actualizados y disponiendo ahora de cinco años más de datos (abarcan desde 1960 hasta 2015), la conclusión sigue siendo similar a la del estudio anterior: el cumplimiento de los objetivos del Acuerdo de París daría solo un 5% de probabilidad de mantenerse por debajo de los 2 grados centígrados de calentamiento de aquí a final de siglo.

Hacer más eficaces las medidas actuales para reducir las emisiones de carbono en un promedio de 1.8% anual, y continuar por ese camino después de que expire el Acuerdo de París en 2030, le daría al planeta un 50% de posibilidades de mantenerse por debajo de los 2 grados de calentamiento para 2100.

Incendio forestal en Galicia. Foto: Efe

Las naciones establecieron sus propios compromisos de reducción de emisiones en el Acuerdo de París. Estados Unidos prometió una caída del 1% en las emisiones de carbono por año hasta 2026. China se comprometió a reducirlas en un 60% respecto a sus niveles de 2005 para 2030.

A nivel mundial, para cumplir los objetivos que permitan salvar la temperatura “se requiere un aumento del 80% en la tasa anual de disminución de emisiones en comparación con el Acuerdo de París, pero si un país ha cesado ya las medidas de mitigación prometidas, entonces la disminución adicional requerida ahora será menor», dijo Liu, otro de los investigadores.

Los nuevos objetivos de los países

Suponiendo que la implicación de cada país se mantenga sin cambios, EE. UU. Tendría que aumentar su objetivo en un 38% para cumplir con su parte y lograr realmente el objetivo de 2 grados. El plan más ambicioso, y bastante exitoso, de China hace que solo necesite un aumento del 7%, y el Reino Unido, que ya ha logrado un progreso sustancial, necesitaría un aumento del 17%. Por otro lado, los países que habían prometido recortes de emisiones pero que en realidad las han aumentado, como Corea del Sur y Brasil, necesitarían un impulso mucho mayor para compensar el tiempo perdido.

Los autores también sugieren que los países aumenten su responsabilidad revisando el progreso anualmente, en lugar de en escalas de tiempo de cinco, diez o más años incluidas en muchos planes climáticos existentes.

«Hasta cierto punto, el discurso sobre el clima ha sido: ‘Tenemos que cambiar completamente nuestros estilos de vida completamente», dijo Raftery. «La idea de nuestro trabajo es que, en realidad, lo que se requiere no es fácil, pero al menos es cuantificable y reducir las emisiones globales en un 1.8% por año es un objetivo que no es descabellado».

Te puede interesar: Cumplir todas las leyes climáticas salvaría miles de vidas en España

Te puede interesar: La polución provoca casi el 11% de las muertes en España

Joan Lluís Ferrer

Hacer un comentario

Your Header Sidebar area is currently empty. Hurry up and add some widgets.