Verde y Azul

Más de 38.000 especies de animales y plantas, a punto de desaparecer

El impacto de las actividades humanas está poniendo al planeta en una situación límite. La biodiversidad disminuye a pasos agigantados. La Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) ha elevado a 38.543 las especies en peligro de extinción, el 28% de las 138.374 que ha estudiado. Pero en realidad la tragedia medioambiental es mucho mayor aún: expertos de las Naciones Unidas calculan que puede haber un millón las especies de animales y plantas en riesgo de desaparecer en las próximas décadas de la faz de la Tierra. Esta situación, alertan, “pone en peligro la existencia humana en la Tierra y contribuye a la multiplicación de desastres climáticos vinculados al calentamiento global”.

Los expertos, una vez más, han lanzado la voz de alerta: la naturaleza se deteriora “más rápido que nunca en la historia de la humanidad”. La Lista Roja de Especies Amenazadas la UICN no para de crecer. Están a punto de extinguirse, por ejemplo, el 64% de las plantas cícadas, el 41% de los anfibios, el 37% de los tiburones, rayas y quimeras, el 34% de los reptiles y las coníferas, el 33% de los corales, el 28% de los crustáceos, el 26% de los mamíferos y el 14% de las aves.

Entre las especies más amenazadas del mundo figuran el gorila de montaña (Gorila beringei), el oso polar (Ursus maritimus), el tigre de Sumatra (Panthera tigris sumatrae), el rinoceronte blanco (Cerato theriumsimun), el árbol de sangre de dragón (Dracaena cinnabari), el baobab de Grandidier (Adansonia grandidieri), el leopardo de las nieves (Panthera uncia) y una especie presente en España, el lince ibérico (Lynx pardinus).

Tigre de Sumatra. Foto: Pixabay

La UICN da por extintas en su Lista Roja a 902 especies, a las que hay que sumar otras 80 que ya solo viven en cautividad pero se han extinguido en estado salvaje. Hay además 8.404 especies en estado crítico, 14.647 en peligro y 15.492 vulnerables. Y aún hay que añadir otras 8.127 calificadas como ‘casi amenazadas’, que podrían ver modificado su estatus en los próximos años.

El documento de la UICN fue actualizado hace solo unas semanas y se presentó durante el Congreso Mundial de la Naturaleza, celebrado en la ciudad francesa de Marsella. Los expertos manifestaron su preocupación por el deterioro que está sufriendo el planeta en materia de biodiversidad.

Se mostraron especialmente alarmados por la situación de grupos como los tiburones y las rayas, pues hace solo siete años estaban en peligro de extinción el 24% de las especies, y en la actualidad son ya el 37%. Según la UICN, los principales factores que amenazan la supervivencia de este grupo son la pesca, la degradación y pérdida de hábitats (en el 31% de los casos) y el cambio climático (el 10% de los casos).

Entre las especies más amenazadas figuran cinco especies de pez sierra y el tiburón mako de aleta corta (Isurus oxyrinchus). En el caso de los peces sierra se está registrando una enorme mortalidad a causa de los objetos de pesca desechados en el mar, en los que se enredan sus hocicos.

Tiburón mako de aleta corta. Foto: Pixabay

“Al no limitar suficientemente las capturas estamos poniendo en peligro la salud de los océanos y desperdiciando oportunidades para la pesca, el turismo, las tradiciones y la seguridad alimentaria sostenibles a largo plazo”, explicó Sonja Fordham, presidenta de Shark Advocates International.

Los científicos y los naturalistas también manifestaron su preocupación por las aves rapaces, pues más de la mitad de las especies existentes en el mundo están disminuyendo en población y 18 de ellas están ya en peligro crítico de extinción. Asimismo, prevén que el aumento de las temperaturas y el derretimiento del hielo ártico y antártico pondrán en peligro el 70% de las colonias de pingüinos emperador para 2050 y el 98% para 2100.

El atún, ejemplo de actuación esperanzadora

También hay luces de esperanza, como el hecho de que la rebaja de las cuotas de pesca han contribuido a la recuperación de cuatro especies de atunes. Por ejemplo, el atún rojo del Atlántico (Thunnus thynnus), que ha pasado de la categoría ‘en peligro’ a la de ‘preocupación menor’. O el atún rojo del sur (Thunnus maccoyii), que pasó de ‘en peligro crítico’ a ‘en peligro’. El atún blanco ( Thunnus alalunga ) y el rabil ( Thunnus albacares ) pasaron de ‘casi amenazado’ a ‘preocupación menor’.

De ahí que el director general de la UICN, Bruno Oberle, haya instado a los estados a implementar “prácticas sostenibles”, pues de esta manera “muchas especies podrán recuperarse”.

En el otro extremo están las especies que ven empeorada su situación. La UICN destaca entre ellas al lagarto vivo más grande de la Tierra, el dragón de Komodo (Varanus komodoensis), endémico de Indonesia. Ya solo quedan ejemplares en el parque nacional de Komodo, declarado Patrimonio de la Humanidad. La especie ha pasado de ‘vulnerable’ a ‘en peligro’. Y todo indica que su situación empeorará aún más, puesto que su hábitat podría verse reducido en un 30% en el próximo medio siglo a causa del calentamiento global y del aumento del nivel del mar.

Baobabs de Madagascar. Foto: Pixabay

El Congreso Mundial de la Naturaleza se celebró en la primera quincena de este mes y reunió a cerca de 1.400 organizaciones, asociaciones civiles y pueblos indígenas y a más de 18.000 expertos. El objetivo fue reactivar y crear nuevos compromisos para proteger la biodiversidad, e impulsar acciones concretas para la conservación de ecosistemas.

Entre las conclusiones del cónclave, que la deforestación, la sobreexplotación de los recursos naturales, el cambio climático y la contaminación marina y atmosférica, consecuencias de actividades humanas, estáncausando estragos en los ecosistemas del planeta. La UICN reclama a los estados medidas urgentes para revertir esta situación.

La Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN, creada en 1964, es la fuente de información más exhaustiva del mundo sobre el estado global de conservación de especies de animales, hongos y plantas. Y un indicador crítico de la salud de la biodiversidad del planeta. Aporta información sobre la distribución, tamaño poblacional, hábitat y ecología, uso, tráfico y amenazas a las especies, así como las acciones necesarias que ayudarían a mejorar las políticas de conservación.

Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN: https://www.iucnredlist.org/es/

Te puede interesar: Un millón de especies animales y vegetales “va irremediablemente hacia la extinción 

Ramón Díaz

Ramón Díaz Alonso (Llanes, Asturias; 1962). Trabaja desde 1990 en La Nueva España, primero como corresponsal en la comarca oriental de Asturias, después como responsable de la edición del oriente de Asturias y desde 2017 en la sección de Asturias, especializado en información política, de infraestructuras y ambiental. Colabora desde enero de 2021 con Verde y Azul, el canal de medio ambiente de Prensa Ibérica y Grupo Zeta. Es coautor de varias publicaciones de la Asociación Asturiana de Periodistas y Escritores de Turismo (ASPET).

3 comentarios

  • Pobres delfines muerto pobres animales desaparecidos pobres los que van a
    desaparecer las personas tontas que contaminan en cantidad y las ricas que no ayudan, dentro de 1 año solo esistira el perro.
    Viva España viva el mundo viva la gente por se tan egoiste, y sobre todo un aplauso a los zoooo vivaaaa

    • Intentaré explicárselo para que su mente retrógrada, su ego y su estupidez humana lleguen a entenderlo: los animales NO necesitan al humano, de hecho estarían mejor sin él, sin embargo el humano SÍ necesita a los animales. Sería más largo de explicar, pero creo que su neurona ya estará haciendo eco.
      Por cierto, mucho que «viva España» pero el nivel de catetismo que tienen la gran mayoría de patriotas españoles, le metéis unas patadas a vuestra lengua que da vergüenza ajena.

  • En vez de dar ayudas sociales a gente que solo sirve para proliferar hijos sin futuro deberían invertir más dinero en arias protectas. Seria bueno que en las vacunas anticovid pongan hormonas para soprimir espermatozoides y ovulos asi se disminuir la población mundial que es la única que crece. Los humanos son el cancer del planeta tierra.