Verde y Azul

La ‘basuraleza’ invade la costa: ‘Libera’ recoge 6,7 toneladas de residuos

El término ‘basuraleza’ se ha hecho popular en España y su uso está extendido gracias al proyecto ‘Libera’, que impulsa SEO/BirdLife, en alianza con Ecoembes, centrado en la recogida de basura en la naturaleza. Entre los días 18 y 26 de septiembre, coincidiendo con el Día Internacional de Limpieza de Playas (World Clean Up Day), más de 4.500 personas voluntarias, más del doble que el año pasado, participaron en la quinta edición de la campaña de ciencia ciudadana ‘1m2 por las playas y los mares’, con el objetivo de recopilar datos sobre la basuraleza encontrada en arenales y fondos marinos. El resultado, la retirada de 6,7 toneladas de residuos abandonados en estos entornos.

Las recogidas de basura en la naturaleza, que respetaron todas las medidas de seguridad frente al covid-19, se desarrollaron en 258 puntos de toda España, en los que se han retirado 61.483 residuos, lo que, según SEO/BirdLife,  demuestra “la concienciación de la ciudadanía con este problema ambiental”. El año pasado se habían retirado en esta misma campaña 4,7 toneladas de basura en 157 lugares del litoral, y se habían caracterizado 20.500 residuos.

La actual campaña contó un año más con el apoyo de la Reina Doña Sofía, quien colabora desde el año 2018 con el proyecto ‘Libera’ a través de la fundación que lleva su nombre. La Reina recogió basuraleza en la playa de Almadraba (Alicante).

Un niño recoge basuraleza en la playa de Limens (Pontevedra). Foto: Proyecto ‘Libera’

Participaron también organizaciones como Cruz Roja Española, Asociación Hombre y Territorio, Asociación Parque Dunar Matalascañas, ADESP, Oria Verde, Asociación Promemar, Avanfuer, Fundación Canarias Recicla, Asociación Terramare, Adenex, Alnitak, Mater, Asociación Región de Murcia Limpia, o ANSE.

Movilizados casi 800 buceadores

Además, en esta ocasión la colaboración con la Red de Vigilantes Marinos, una iniciativa de la ONG Oceánidas, movilizó a casi 800 buceadores voluntarios en 30 puntos de España, lo que permitió retirar un total de 1,8 toneladas de residuos en los fondos marinos.

Entre la basuraleza más encontrada y caracterizada durante la campaña, destaca la presencia de colillas, latas de bebida y pajitas, cubiertos o vasos de plástico. También se localizó un elevado número de piezas de vidrio y botellas de plástico. Los participantes han empleado la aplicación móvil Marnoba, desarrollada por la Asociación Vertidos Cero y KAI Marine Services para caracterizar la basuraleza.

Estos nuevos datos se suman a los más de 430.000 objetos ya caracterizados y que ‘Libera’ ha recopilado en su ‘Barómetro de la basuraleza’, para integrarse en la base de datos del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico de España (MITECO).

«La basuraleza en los entornos marinos es una triste realidad, que como se ha conocido recientemente en un estudio, llega hasta los pingüinos antárticos”, señaló Miguel Muñoz, coordinador del proyecto ‘Libera’ en SEO/BirdLife.

Dos buceadores recogiendo ‘basuraleza’ en el Rincón de la Victoria (Málaga). Foto: Proyecto ‘Libera’

Subrayó la necesidad de “tomar conciencia” de que las acciones de cada persona repercuten en otros lugares del planeta. “Debemos reflexionar sobre nuestro actual modelo de producción y consumo para minimizar el impacto de nuestra actividad sobre la biodiversidad. Campañas como las que ponemos en marcha desde el proyecto ‘Libera’, ayudan a tomar conciencia de ello y cada año estamos más agradecidos de la respuesta de la sociedad», indicó Muñoz.

Gran compromiso de la ciudadanía con el planeta

La quinta edición de ‘1m2 por las playas y los mares’ ha puesto de manifiesto, según el coordinador de ‘Libera’, “el alto número de residuos que desafortunadamente se encuentran abandonados en nuestros entornos, pero también el gran compromiso de la ciudadanía con el planeta”.

Sara Güemes, coordinadora de ‘Libera’ en Ecoembes agradeció a los voluntarios, organizaciones y asociaciones que pusieron “su grano de arena para cuidar y proteger nuestras costas”.

El proyecto ‘Libera’ se desarrolla desde tres ámbitos: participación (campañas de limpieza y apadrinamientos), conocimiento (informes y estudios y alianzas científicas) y prevención (campañas de sensibilización y acciones de educación y prevención). En cada uno de ellos se ponen en marcha iniciativas que persiguen el mismo objetivo: contribuir a acabar con la basuraleza y detener el deterioro de los entornos naturales. 

La anterior campaña impulsada este año por ‘Libera’, denominada ‘Por los ríos, embalses y pantanos’, movilizó a 4.824 voluntarios, posibilitó la recogida de 6,4 toneladas de basura en 338 puntos de la geografía española y permitió caracterizar 75.048 residuos. Los residuos más hallados entonces fueron: colillas, latas de bebida, piezas de plástico de menos de 2,5 centímetros, toallas húmedas y envoltorios, en ese orden.

La Reina Doña Sofía en la recogida de residuos la playa de la Almadraba (Alicante). Foto: Proyecto ‘Libera’

En total, pese a las restricciones obligadas por la pandemia, el año pasado ‘Libera’ movilizó a 12.419 voluntarios, que retiraron 13,4 toneladas de basura, en 611 puntos, posibilitando la caracterización de 98.214 residuos. Fueron cifras muy inferiores a las anteriores a la pandemia. Así, en 2019 habían participado 30.558 voluntarios, que retiraron 126 toneladas de basura en 1.011 puntos de España, caracterizando 140.214 residuos, según las cuentas de ‘Libera’.

El origen del término ‘basuraleza’

En inglés existe un término para definir el abandono de basura en la naturaleza: littering. Las traducciones propuestas al castellano, según los responsables de ‘Libera’, no siempre responden a la realidad del fenómeno ni contribuyen a superar el reto de informar a la opinión pública sobre la envergadura del problema y cómo ser parte de la solución. Por ello, tras consultar con expertos conservacionistas, ‘Libera’ propuso una palabra alternativa que ayuda a concienciar y prevenir este problema: basuraleza.

El terreno donde tanto la ciencia como la comunidad internacional más han avanzado es en el impacto de la basuraleza en los mares y océanos, sobre todo en relación a la vida silvestre. Como recoge un informe de ‘Libera’, si en 1997 una exhaustiva revisión de la literatura científica contabilizaba 247 especies afectadas por la basuraleza en el mar, en 2015 una siguiente revisión ampliaba el número en un 70% hasta las 690 y aportaba un nuevo dato: un 17% de ellas formaban parte de la Lista Roja de Especies Amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN).

Tan solo un año después, un nuevo informe elevaba a 800 el número de especies marinas o costeras afectadas por ingestión de basuraleza, accidentes por enredo (la denominada pesca fantasma), impactos directos en sus hábitat o por dispersión. “Y es que la basuraleza también se está convirtiendo en un vehículo que favorece la expansión de microorganismos a lo largo del océano”, señala el informe de ‘Libera’.  El 80% de la basuraleza marina está compuesta por materiales plásticos.

Web del proyecto ‘Libera’: https://proyectolibera.org/

Te puede interesar: La contaminación difusa afecta a la mayor parte de los espacios naturales de España

Ramón Díaz

Ramón Díaz Alonso (Llanes, Asturias; 1962). Trabaja desde 1990 en La Nueva España, primero como corresponsal en la comarca oriental de Asturias, después como responsable de la edición del oriente de Asturias y desde 2017 en la sección de Asturias, especializado en información política, de infraestructuras y ambiental. Colabora desde enero de 2021 con Verde y Azul, el canal de medio ambiente de Prensa Ibérica y Grupo Zeta. Es coautor de varias publicaciones de la Asociación Asturiana de Periodistas y Escritores de Turismo (ASPET).

Hacer un comentario